En su contratapa de Perfil del domingo, Jorge Fontevecchia retoma el escándalo que desató la nota de Bonelli sobre el supuesto dicho de Felipe González a propósito de la preocupación de posibles inversores ibéricos para que Cristina termine presa. El Director de Perfil dice que lo importante no es saber si esto fue verdad o no, sino dilucidar el verdadero peso que le dan potenciales inversores a la posibilidad de definir acciones a través de Comodoro Py. En ese sentido, el analista señala que es una simplificación pensar que el Gobierno tenga trabado el ingreso de capitales por esta controversia. Finaliza con esta reflexión: “Dicen que Macri está enojado y de muy mal humor…debería estar enojado consigo mismo por haber errado en la potencia de su medicina”.