En el programa PH se tomaron en serio aquello de poder hablar de todo en una Grieta persistente. Roberto Navarro había sido invitado en varias oportunidades por la producción de Andy. Finalmente, anoche decidió aceptar y dio muestras de su anti macrismo.

El primer cruce fueron con Amalia Granata. Lo llamó periodista militante y le recordó la millonaria pauta del estado que tenía su programa en la señal de Cristóbal López. Navarro aceptó lo de la pauta pero se preguntó: “Por qué esta bien que la tengan los grande grupos concentrados y no una Pyme¨, refiriéndose a su productora, que supuestamente emplea a 40 personas.

Fue entonces que se metió el intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela. Le remarcó que si se quiere ser militante hay que meterse en las estructuras de los partidos, como hizo él, y no seguir en el periodismo.

El momento más álgido fue cuando el historiador e intendente de Cambiemos redobló la apuesta y le cuestionó su forma de hacer periodismo lo que justificaría el que no lo quieran contratar en ningún canal, pese a tener un importante caudal de audiencia, aunque negó que el gobierno influya en esta situación.

No faltó la mención al “ganó Scioli”. Navarro se desligó del papelón y dijo que había sido una decisión del dueño del canal. “Yo no puse el graph y ni siquiera dije la frase”, dijo.