A tres años del escándalo de los bolsos en el convento de General Rodríguez, José López, ex secretario de Obras Públicas, fue condenado por enriquecimiento ilícito, mientras que la monja, Celina Inés Aparicio, fue absuelta, lo que generó una ola de memes en las redes sociales.

La decisión la tomó el Tribunal Oral Federal 1, que también condenó como partícipes necesarios a los empresarios Andrés Galera y a Eduardo Gutiérrez. La esposa de López, María Amalia Días, sufrió una pena de dos años de cárcel en suspenso.

Aquella noche, el ex funcionario del ministerio que conducía el ahora preso Julio De Vido, fue encontrado arrojando bolsos con 9 millones de dólares en el convento. Además llevaba un arma de fuego.

Por su parte, la monja de apellido Aparicio, siempre mantuvo un perfil bajo, pero no pudo esquivar a los memes que generó su rol al ingresar los bolsos en el convento. Tres años después, y con un juicio de por medio, el dinero será destinado a hospitales públicos.