La causa contra Macri por violar la cuarentena podría terminar con una probation

Lo admitieron fuentes judiciales a este medio. Hoy hubo un operativo en la quinta de Los Abrojos.

El juez federal de Tres de Febrero, Juan Manuel Culotta, ordenó este jueves a la Policía Federal ir hasta Los Abrojos, la quinta que Mauricio Macri tiene en Malvinas Argentinas, para retirar una copia de las cámaras de seguridad.

El pedido lo hizo el fiscal federal Jorge Sica para determinar si el expresidente, como evidenciaron desde su espacio en las redes sociales, rompió el aislamiento social, preventivo y obligatorio para recibir a varios intendentes.

De ser así, como todo parece confirmarlo, Macri no habría cumplido con los 14 días de aislamiento tras regresar de su viaje por Suiza, donde llevó adelante una agenda por su rol en la Fundación FIFA, más algunos días de descanso en Francia.

Fueron los jefes comunales de San Antonio de Areco, Francisco Ratto, Ezequiel Galli, de Olavarría, y Martín Yeza, de Pinamar, quienes dejaron en offside al expresidente al contar en las redes sociales, su encuentro en Los Abrojos.

De todas maneras, según le aclararon fuentes judiciales a Expediente Político, este caso en particular “tiene una pena menor”, por lo que no sería de extrañar que terminara en una probation para evitar tener que realizar un juicio.

Vale recordar que Yeza tuvo coronavirus en agosto. En ese momento, recordó: “Como intendente, pero también como vecino de Pinamar, les pido que no hagan reuniones sociales ni saluden con la mano o con un beso”. Sin embargo, en vez de hacer Zoom, fue a lo de Macri en septiembre. Y hoy a la tarde salió a denunciar una maniobra judicial.