En silla de ruedas y con su boina verde. Así desfiló una vez más Aldo Rico en un nuevo acto nacional por el 9 de Julio. El ex teniente coronel se paseó por avenida Del Libertador junto a los veteranos de Malvinas y recibió aplausos, y también críticas.

No es la primera vez que Rico participa de un acto de este estilo. En el desfile por los 200 años de la Declaración de Independencia, su presencia a bordo de un jeep también había levantado la polémica. Fue entonces cuando el Ministerio de Defensa aclaró que su presencia se debía a su presencia en el combate de las Islas Malvinas en 1982.

Así, detrás de varios veteranos de guerra que portaban la bandera que tenía la leyenda “Malvinas. Volveremos”, estaba Aldo Rico, con una sonrisa de oreja a oreja, mientras saludaba al público con su mano. En ese momento, cuando pasaron por el palco de autoridades, ya no estaba Mauricio Macri.