Los radicales miran otro partido

Su interna en la provincia de Buenos Aires avanza empecinada pese a las dificultades pandémicas.

Increible pero real. La UCR de la provincia de Buwenos Aires cumplió con la formalidad de presentar las dos listas que competirán en la interna, prevista para el próximo 11 de octubre.

Todos saben que será impracticable con las medidas de distanciamiento social, en medio de una pandemia que sigue marcando un fuerte número de contagios.

Los contendientes son: Maximiliano Abad, presidente de bloque de diputados en la provincia, y el intendente de San Isidro Gustavo Posse. La pulseada depende de quien mejor “aparatee” el escenario. Los priomeros cuentan con el apoyo de Ernesto Sanz, mientras que Posse tiene el espaldarazo del Coti Nosiglia.

Posse quiere realizar la internas este año ya que teme que la reactivación de la Grieta lo termine perjudicando en sus chances. La lista oficialista defiende el rol que tuvo el partido de subordinación por parte de Daniel Salvador a la acción de gobierno de María Eugenia Vidal.

Emilio Monzó, que se lanzó a la contienda 2021, como posible candidato a gobernador quiere que gane Posse.

“Es una locura pensar en esta interna en el actual contexto. ¿Cómo vanos a votar por telegramas?”, avisó una voz histórica del partido.