Leonardo Greco lanzó una humorada negra. Deseó que Mirtha se recupere para poder ver el regreso de “la yegua” (término despectivo que utilizan algunos para referirse a Cristina).

Después participó en el programa de Moria Casán, y llamó “gorila” a la diva de los almuerzos que sigue internada tras una operación por una obstrucción intestinal.

Muy agresivo, el ex Disney se manifestó como filo alfonsinista y kirchnerista y contó que su padrino político es Guillermo Moreno, el mismo que le pide “códigos” a los ladrones.

Por otra parte, Greco señaló que los votantes de Macri tienen una tonada especial, “son ricos de alta sociedad”, remarcó.

En el estudio, escuchaba la arenga de Greco el peronista Julio Bárbaro, que también la ligó. Sobre el histórico dirigente, Greco dijo que tiene un tono peronista de “metrobus”. La ironía indignó a Bárbaro, que lo arrojó a la hoguera de los peronistas de izquierda que “nunca entendieron nada”.