Un fiscal cercano a Gils Carbó investigará a Manzur  

El ministro de Salud, Juan Manzur, ya recibió una buena noticia. La Justicia echó por tierra la denuncia por presunto enriquecimiento ilícito en su contra por el período 2009-2010. Pero se fueron sumando los años posteriores, donde se hizo más notorio su incremento patrimonial.

En primera instancia, el fiscal federal Carlos Brito estuvo impulsando la denuncia sobre el ministro pero ahora dejó de intervenir. Cuando la Cámara Federal confirmó el sobreseimiento de Manzur por el período 2009-2010, el juez de primera instancia Daniel Bejas dispuso que continúe investigando a Manzur, por los otros años en los que se sospecha se habría enriquecido ilegalmente, Pablo Camuña.

El juez consideró que las denuncias posteriores a la original habían sido hechas cuando la fiscalía que ocupa Camuña estaba de turno, y no la de Brito. De esta manera, la causa por presunto enriquecimiento ilícito quedó en poder del fiscal Camuña, alguien considerado leal a la Procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó.